miércoles, 30 de marzo de 2011

Los Super Heroes No Existen

Siempre me he preguntado, y siempre me preguntaré cual es la razón por la que nos creemos las películas y además nos encandilamos con ellas y, peor aún, aspiramos a ser como alguna de sus protagonistas.

Reconozco que mi época de mutación con Carrie Bradshaw de Sexo en Nueva York ya pasó cuando, por fin, entendí que nunca llegaría a usar la talla 34, ni la 38…, y que tampoco llegaría el día en que pudiera salir a comprar “Manolos”, ni vivir de lo que escribo. Así que lo único que quedó fue la fascinación por el Sexo y por Nueva York, y en ese orden…

Luego, con la edad y el sentido común, tuve una obcecación infame por la protagonista de “Alias”, un personaje interpretado por Jennifer Garner, y que trabajaba como agente de la CIA infiltrada en una organización criminal.

Tenía gran fortaleza, física y mental, era experta en Kick Boxing y hablaba 22 idiomas… Vamos, tan parecida a mí como la noche al día… Pero yo veía la serie y me sentía fuerte y estupenda y soñaba en que algún día podría ser así… Cuando ¿??

Esta obsesión me duró poco, la Cia no es lo mío, y me pasé al lado oscuro. Ahora soy fan absoluta de Parker, una ladrona estupenda de la serie “Las Reglas del Juego”, que roba a los pobres para dárselo a los ricos… Me quito de “robá” porque no estoy nada ágil y para ser ladrona de pro hay que colgarse de los ascensores, saber escalar, volar cajas fuertes, piratear programas informáticos… y yo todavía no me aclaro ni con el Facebook…



El caso es que el otro día lo hablaba con mi amiga Flor, y realmente nos pasa muy a menudo, sentimos una fascinación absoluta por ciertos personajes que no existen, y babeamos con las historias de amor de las películas, quizá porque sabemos que nunca nos ocurrirá algo así… O si ¿???



4 comentarios:

dina dijo...

Yo tuve una época con Buffy terrorífica....jeje.Por cierto creo q roban a los ricos, no a los pobres, no??

ODRY dijo...

Tesoro no digas que no existen las historias de amor de las pelis, lo que no nos cuentan es como acaban, si te paras a pensar siempre cuentan el comienzo, ja ja ja

Yo quería volvar, como supermán, me encantaba la idea, pero nena, después de escachifollarme un par de veces, deje la idea de lado.


Un besazo.

ODRY dijo...

Ha no es exacto, las elis que cuentan el final de la relación existen, son las que se lleban los oscar después de hacernos llorar un montón.

Un besazo.

Sergio dijo...

Comparto que los superhéroes no existen, aunque sí los supereHores. :)

Las historias de amor, también existen. Te pongo un ejemplo en primera persona: http://superehore.blogspot.com/2011/03/eh-tu.html
Lo dice un "supereHore" ;)